12 DE DICIEMBRE DE 2017 |
Salud

El diputado nacional Facundo Moyano criticó la respuesta del gobierno nacional frente al paro general de la CGT y comparó su actitud a la del kirchnerismo. “Es preocupante que desde hace años se le otorgue mayor importancia a confrontar que a gobernar”, señaló el diputado del Frente Renovador en un artículo de opinión publicado hoy en el portal Infobae titulado “el gobierno debe estar por encima de las divisiones.

Moyano criticó en su artículo el alejamiento que muchas veces se provoca entre “la política y en los medios de comunicación” y la sociedad. “Nos encerramos en relatos ficticios, discusiones estériles y disputas ideológicas lejanas de la realidad cotidiana de los argentinos”.  Y sostuvo: “durante la última presidencia de Cristina Fernández de Kirchner mientras se insistía en una supuesta ‘batalla cultural’, la economía entraba en recesión y los indicadores sociales caían. La discusión acerca de la grieta ocultaba que los problemas económicos no encontraban otra salida que patear la pelota para adelante a través de la emisión monetaria que alimentaba la especulación financiera, cuyo retrato más acabado fue el negocio del ‘dólar futuro’ que aún hoy pagamos todos los argentinos”.

El joven diputado compartó la respuesta al paro general de la CGT del actual gobierno Mauricio Macri con el de la ex presidente Cristina Fernández de Kirchne. “El gobierno anterior solía menospreciar las opiniones y manifestaciones opositoras. Frente a los cinco paros generales de su última gestión su reacción fue la misma: estigmatizar dirigentes, hacer foco en los piquetes, fomentar en las redes #YoNoParo y culpar a la herencia recibida en 2001. El mismo tratamiento se le daba a las manifestaciones opositoras. ‘Son los que quieren ir a Miami” o “compran dólares y los guardan en una caja de seguridad’, mientras el gobierno ofrecía un tipo de cambio que fomentaba esos gastos”.

Luego hizo un diágnostico de la actualidad económica que enfrenta el país. “Según datos actuales del Indec, que ya no oculta la realidad, la pobreza ha continuado su camino ascendente. A esto se suma que el año pasado los trabajadores formales y los jubilados perdieron entre un 7% y un 10% de su poder adquisitivo. Aun cuando se cumpla la expectativa de crecimiento del gobierno del 3.5% para 2017, la oferta de una paritaria del 18% parece poco para los asalariados que ya sufrieron un fuerte ajuste en 2016”.

En ese contexto remarcó: “Es natural que aumente la conflictividad social en un país donde sus habitantes pueden manifestarse con libertad, respetado siempre a un gobierno elegido democráticamente. El Presidente hoy estigmatiza a los mismos dirigentes sindicales con los que brindó a fin de año. Las huelgas generales pueden no ser simpáticas, pero son parte de la vida democrática en la mayoría de los países donde las instituciones funcionan”. Y afirmó: “preocupa que de nuevo se haya elegido confrontarlas en vez de pararse por encima de ellas. Un presidente debe gobernar para todos” porque “un gobierno que se encierra sobre sí mismo jamás podrá llevar adelante la unidad de todos los argentinos”

Link columna de opinión: http://www.infobae.com/opinion/2017/04/08/el-gobierno-debe-estar-por-encima-de-las-divisiones/

Balance del Paro Nacional

Hace unos cuantos días el jefe de gabinete nacional se despachó en su intervención frente al Parlamento con una frase de acusación al bloque opositor del Frente para la Victoria, para luego con el ejército de trolls que comanda intentar viralizarla en las redes sociales como hashtag. Ese “Háganse Cargo” expresado, para el que tuvo la oportunidad de verlo y escucharlo, sonó hasta por el tono de histeria utilizado, a un reproche de parejita celosa mezclado con un acting propio del manual de coaching, tan afecto a los dirigentes oficialistas. Sin embargo, ese ensayo de slogan de campaña -por supuesto siempre en línea con la “pesada herencia”-, a partir de ese momento se volvió en contra como boomerang a la administración Macri.

Por Guillermo Justo Chaves (1)
 
Porque a poco de cumplir dieciséis meses de gobierno, la alianza Cambiemos presenció el mensaje de la calle que se expresó en forma contundente en las movilizaciones de marzo y este 6 de abril, con el cese casi total de actividades por parte de los trabajadores, llamando al gobierno a hacerse cargo de la realidad. También es cierto que hubo una marcha el 1 de abril de apoyo al gobierno -o en contra del anterior-, que no hizo más que definir el perfil de quienes acompañan, conscientemente o no, el tercer ciclo neoliberal en Argentina. Pero lo concreto, y lo ha demostrado el pueblo trabajador, es que hay una conciencia de derechos y un “piso” que no está dispuesto a resignar. Va a pelear por ello.
 
Lo cierto es que el paro nacional ha sido la forma de expresión del pueblo trabajador del ataque a sus derechos y conquistas, consecuencia de las políticas implementadas por este gobierno, o más precisamente, por el intento de desmantelamiento de políticas que benefician a los trabajadores argentinos y sus familias. Entonces, #HáganseCargo
 
El paro nacional masivo, fue contra el intento por terminar con el derecho a la negociación colectiva en igualdad (paritarias), el aumento fenomenal de tarifas con la quita de subsidios que generó una caída del consumo, la pérdida del poder adquisitivo del salario e inflación que, valga la repetición, hundió más aún el consumo haciendo caer más todavía el poder del salario. Como consecuencia de la baja del consumo, caída de la actividad económica y cierre de pymes y comercios, se dispara el desempleo. Para terminar con el combo, la apertura de importaciones en rubros fatales para nuestra industria: textil, calzado y línea blanca. Y esto no es teoría económica, es la realidad cotidiana. Así que, #HáganseCargo
 
El mandato de las urnas cuando Macri llegó al poder se estructuró en función al contrato de palabra que él estableció con el electorado que lo votó. Las expectativas giraban en torno a realizar correcciones a lo que se había hecho mal y mantener lo que los argentinos consideraban parte de sus conquistas. Esto no fue así y todos lo sabemos. Entonces, #HáganseCargo. Hay un intento brutal de cambio de matriz o modelo. Una trampa que quiere llevar a Argentina a las mismas políticas que sufrimos y fracasaron. Muchos ya las consideran propias de la era “paleolítica”. Desde Trump hasta el Papa Francisco con diferencias plantean buscar otro camino.
 
El presidente Macri ha dicho que su gobierno no tiene plan B. Encerrado en un capricho propio de las más rancia ortodoxia neoconservadora,  recuerda el lema de la tristemente célebre Margaret Thatcher transformada en los ochenta como mantra del neoliberalismo: “there is not alternative”, seguido en nuestro país al pie de la letra. Con el antecedente de Martínez de Hoz en la dictadura, y después en los noventa por el menemismo y la Alianza con su ejecutor estrella, Domingo Cavallo. Hoy Mauricio Macri, va por una nueva versión.
 
Acompañan la postura del presidente, un gabinete de comentaristas de la realidad. Con el columnista por excelencia, el ministro Dujovne que cambió de jefe pero hace lo mismo, de TN al gobierno. Algo similar ocurre con el ministro Triaca y Bullrich, en lugar de gestionar y buscar soluciones a los conflictos buscan con declaraciones deslegitimar reclamos por derechos adquiridos.
 
Hemos ingresado en un camino peligroso. Un estrecho desfiladero. La violencia institucional se hace presente cada vez con más fuerza y el gobierno se recluye en una minoría que festeja la represión, algo riesgoso y con historia conocida hace apenas quince años. Ojalá el presidente reciba el mensaje del pueblo trabajador que solo quiere un salario digno y empleo estable. Todavía está a tiempo. De lo contrario, la conflictividad social irá en aumento, un escenario en donde todos los argentinos perdemos. Por eso, le pedimos, presidente Macri: #Háganse cargo.

(1)  Dirigente justicialista. Magister en Ciencia Política. Abogado. Profesor de Derecho Político UNLP.

HABLAMOS ESPAÑOL
(we speak spanish)
 
Señor Presidente:

Acaba de terminar la conferencia de prensa de la CGT en el Salón Vallese. Por las dudas no lo tenga muy claro, Felipe Vallese fue un obrero peronista desaparecido.

Del triunviro que conduce la confederación General del Trabajo, el apellido de mayor reminiscencia inglesa sería el de Schmid, que sin embargo, al iniciar la conferencia aclaró que los trabajadores hablaban español.

Lo que parece una redundancia tiene mucha importancia, porque el rico idioma de Cervantes goza de una multiplicidad de antónimos, parónimos y sinónimos. Y mientras una palabra define campo y usamos otra para decir país, en el idioma de los piratas se usa country, por lo cual hablar inglés simplifica y reduce la capacidad de análisis, porque se maneja un vocabulario más chico y hace trabajar con menor intensidad el cerebro.

Es muy importante que un presidente sea poliglota como en su caso y no solo que domine el inglés sino el italiano, dos idiomas que favorecieron el desarrollo de la mafia neoyorquina.
Si bien es cierto que ahora no tenemos embajador en Estados Unidos, seguramente esto no sea de mayor importancia, habida cuenta que con Trump se conocen desde hace mucho tiempo, justamente cuando su padre Franco, por manejar el idioma inglés, lo mandó a arreglar un litigio con la cosa nostra y la mafia judía de aquella ciudad norteamericana.
Perdóneme, no me quería ir por las ramas, pero al estar en el salón de la CGT no pude olvidarme de su referencia a las mafias sindicales.

Y mientras escuchaba la conferencia de prensa, pensé: Macri de esto sabe mucho.

Our country was paralysed. Perdón, me contagié. El país estuvo paralizado. Y las preguntas de los colegas fueron poco inteligentes y permitieron que se lucieran los dirigentes obreros.
Dijeron que se ajustaron a derecho, que quieren que usted termine, que ellos pueden tener propuestas económicas pero ustedes son los que gobiernan, le pidieron que usted también acepte la ley y llame a la paritaria nacional docente como se lo ordenó la justicia, repudiaron los cortes y los piquetes, recordaron las tratativas y compromisos que ustedes y los empresarios no cumplieron. Y claro, no estaba la agencia Bloomberg, así que hablaron en español.

Presidente, todavía nos queda en el recuerdo su baile en el balcón de la casa de gobierno y la revolución de los globos. Y cuando quisieron presentar lo del día 1º de abril como un gran apoyo al proyecto económico de su gobierno, Argentina se paralizó.
A los 15.000 millones de pesos que se pierden según datos propios en este día, le contestaron que los trabajadores perdían el presentismo, sin contar lo que vienen perdiendo en el salario por las políticas de Prat Gay o de Dujovne.
Do you understand, Mr. President?
Perdón. Otra vez se me escapó el inglés.
Me entiende, Señor Presidente?

El mismo día que el país estaba paralizado, usted dijo en Puerto Madero “nosotros estamos trabajando”.
La verdad que era hora, señor. Porque en el casi año y medio de gobierno es el principal empleado público que se tomó tantas vacaciones en nuestra historia en tan poco tiempo.
Lo que incluye dormir en la estancia de Lewis, el inglés de la Patagonia, o en el palacio de los reyes holandeses, dueños de la Shell con los británicos.
Eso lo llevó a pensar que la gesta de Malvinas lo importante era hablar con Ardiles, no solo porque había sido un jugador de futbol sino porque había vivido en Inglaterra.
Es difícil pensar en inglés y defender al criollo. Le dije antes que nuestro idioma es rico en sinónimos, en parónimos y en antónimos. Sin embargo no hace falta usarlos porque le hemos robado al italiano una palabra que sintetiza que el paro fue por el laburo, lo hicieron los laburantes, contra las mafias financieras, las mafias de la especulación, y los históricos mafiosos de la ceocracia.

Do you understand, Mr. President?

Los trabajadores que hablan en español pararon por techo, tierra y trabajo.
Es mi deseo, señor, que no se empalague con el 1º de abril, porque el 6 del mismo mes le va a cortar la digestión. Ojala que el 7 recapacite y llamen no solamente al diálogo de sordos, sino a un diálogo con acción, porque un tal Perón nos enseñó que mejor que decir es hacer y mejor que prometer es realizar.

Good bye, Mr. President.
Adiós Sr. Presidente. Otra vez se me mezcló el inglés. La culpa es de la agencia Bloomberg y de usted, que habla tantos idiomas.

MIGUEL ANGEL DE RENZIS

Muchas veces discutimos la cuestión del modelo productivo, y de la dependencia. De cómo y en beneficio de quiénes está organizada la economía y al servicio de quiénes se pone el estado y su estructura.

Por Germán Mangione (Cooperativa de Comunicación La Brújula)

A veces hacen falta sesudos análisis, a veces solo abrir el twitter.

Casi en simultáneo, hoy, mientras la Bolsa de Comercio de Rosario (principal representante de los intereses de los grupos exportadores concentrados nacionales y multinacionales) explicaba en inglés que con "mayor eficiencia" en el transporte se podría extender la frontera agrícola hacia el norte en 2 o 3 millones de hectáreas, que el costo de transporte para los productores sojeros del norte es de U$s7 por tonelada por km en camión, de U$s 3 en tren y de U$u 1,5 en barcaza y que el transporte significa hoy entre el 22% y el 27% de sus costos, el embajador de China Yang Wanming publicaba una foto de su encuentro con el Ministro de Transporte Guillermo Dietrich.

En la misma, segun el diplomatico, se charló sobre la cooperación entre ambos paises en la construcción del ferrocarril.

Ayer, la cuenta de facebook de la Casa Rosada festejaba la llegada de 107 locomotoras de carga provenientes de China. Continuando con la política del anterior gobierno de traer material rodante desde aquella Nación en vez de fabricarlo en el país.

Casi en el mismo momento el periodista Mariano Galíndez, director del portal Punto Biz, contaba que la Terminal Puerto Rosario, controlada en su mayoría por la cerealera Vicentin, ganó la licitación para descargar 500 mil toneladas de material ferroviario chino destinado al Belgrano durante los próximos 18 meses.

Vendemos soja a China, le compramos trenes y vías.

El transporte se reconstruye con créditos chinos para sacar la soja hacia los puertos, que como explicaba el diario el Cronista en estos días tiene en el segundo lugar del ranking de exportadores a una mega empresa china: Cofco (controlante de ex Nidera y ex Noble).

Es mentira que quieren un estado ausente, necesitan, exigen un estado presente. Uno que les garantice negocios y mejor rentabilidad a las multinacionales y los socios locales de las potencias mundiales.

Y lo hacen, porque sino, como explicó Alberto Padoan (presidente de la Bolsa de Comercio de Rosario y miembro de Vicentin) hablando del retraso del plan Belgrano (que no es otra cosa que la reconstrucción del tren para abaratarle costos a las exportadoras)...., se tienen que ir.

Nosotros sigamos discutiendo de choripanes y gatos, del hotel de CFK o los bolsos de López, que un dia de estos terminamos comiendo arroz con palitos...., si es que nos dejan aunque sea arroz.

SEGUINOS. CONECTATE

Para comunicarte con GENTE-BA:

Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.

Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.

Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.

facebook.com/periodicogenteba

@genteba

Fotogaleria