23 DE MARZO DE 2017 |
Política

El candidato a presidente de la Nación por el Frente para la Victoria, Daniel Scioli, dijo “estoy listo para asumir la enorme responsabilidad de seguir desarrollando el país a partir de lo mucho que hemos avanzado en estos años y sobre los cimientos logrados”, al tiempo que criticó a su oponente en el balotaje del domingo al decir que (Mauricio) Macri “sólo quiere hacer el ajuste y devaluar el peso para favorecer a los intereses del mercado”.

En una visita a San Juan en el marco de los festejos por el “Día del Militante Peronista”, Scioli estuvo acompañado ayer por su compañero de fórmula, Carlos Zannini, el titular de Anses, Diego Bossio, el gobernador reelecto de Salta, Juan Manuel Urtubey, el intendente electo de la capital de San Luis, Enrique Pose, el gobernador de La Rioja, Luis Beder Herrera y su sucesor Sergio Casas, el gobernador sanjuanino, José Luis Gioja, el gobernador electo de San Juan, Sergio Uñac, además de legisladores nacionales y autoridades provinciales.

Scioli llegó al departamento de Rawson, ubicado al sur de la capital sanjuanina, después de haber encabezado actos en Rio Cuarto de Córdoba y en la capital de Mendoza, y fue recibido por una multitud que se congregó en la Plaza de Villa Krause.

El gobernador bonaerense recordó que con San Juan “hemos firmado un acta de 15 compromisos para que San Juan con Sergio Uñac siga desarrollándose” y garantizó que “vamos a hacer el paso de Agua Negra, los diques, las viviendas y todo o que la provincia necesita para seguir la senda de crecimiento, dentro de la agenda del desarrollo que hemos propuesto”.

En relación al balotaje del domingo, Scioli recordó que hay dos proyectos, dos visiones para optar” y recordó que “el Papa Francisco lo definió como dos caminos, que son la inclusión y la exclusión”, tras lo que dijo que “nosotros representamos la inclusión y los otros la vigencia del capital y de los mercados, porque los que dicen cambiemos, buscan volver al pasado a lo que nos ha costado 12 años superar”.

Estimó que en sus visitas de hoy, vio los resultados del debate presidencial del domingo pasado, donde dijo que “hemos podido desenmascararlos y ahora vemos como se ha desarrollado la conciencia de lo que va a pasar el domingo, dejando en claro que la propuesta de la alianza cambiemos no es otra que una visión de hacer el ajuste, congelando salarios, subiendo los servicios, eliminar los subsidios y liberar el tipo de cambio”.

Sostuvo que en el debate, el candidato de la oposición, “se presento canchero, subestimando la situación y faltándole el respeto a los argentinos, porque nunca pudo responder que va a dejar liberad el tipo de cambio a favor de los mercados y que va a sacar los subsidios empezando por la clase media”.

Sostuvo que esto es así, porque “ellos no creen en el rol del estado” y que “por eso votaron en contra de la recuperación de YPF, de Aerolíneas Argentinas, los fondos de pensión y la Ley de Fertilización Asistida”.

Según Scioli, “Macri siempre priorizó el mercado y los intereses privados” y que “por eso “cuestiono la creación de las 18 nuevas universidades”, y en función de eso, le pidió a los jóvenes, que “le respondan a Macri en las urnas, porque si votaron en contra la gratuidad de la enseñanza universitaria, quiere decir que van a arancelarlas”.

En el final de su alocución, Scioli llamó a que “votemos en defensa propia a todos, por la educación pública, por la continuidad de las paritarias libres”, porque sostuvo que “acá no es cuestión que gane una formula, acá tiene que gana la Argentina y eso va a ser si priorizamos lo nuestro, nuestra soberanía y la independencia económica”.

Scioli convoco “a lo mejor, que es seguir transformando sobre las bases que ya tenemos” y garantizó “la excepción del impuesto a las ganancias hasta los 30.000 pesos, el aumento a las jubilaciones y un año congelado el precio del gas oil para que no haya condicionamientos a la exportación”.

Aseguró que “queremos seguir aumentando la producción nacional y proteger el trabajo argentino”, tras lo que dijo que “me han visto siempre trabajando y poniendo lo mejor de mi” y que “hoy más que nunca, tengo la vocación de servicio de dar el máximo de mi para lograr lo mejor en el futuro”.

Finalmente le pidió a la multitud congregada en Rawson que “no volvamos a tropezar con la misma piedra dos veces, porque lo que paso ya lo vivimos y es el pasado. Yo les propongo mirar al futuro y hacer que todo avance y no que retroceda”. (Télam)

El candidato presidencial del Frente para la Victoria, Daniel Scioli, sostuvo hoy que esa es la razon por la que los economistas de Cambiemos dejaron de hacer declaraciones públicas sobre economía como estrategia de campaña.

El gobernador bonaerense remarcó que el espacio que encabeza su oponente Mauricio Macri "dice que va a sacar los subsidios (a los servicios públicos) a la clase media" mientras que él propone mantenerlos en caso de ganar el balotaje y alcanzar la Presidencia.

"Vi esta mañana en un diario, un informe de (el asesor económico de Macri, Carlos) Melconian que dice que van a triplicar las tarifas de los servicios públicos", sostuvo Scioli durante una entrevista que concedió al programa "Casi Despierto", que se emite por Radio Nacional Rock, donde también destacó: "El dice que va sacar los subsidios a la clase media, yo los mantengo".

"Estoy defendiendo a la gente y su futuro, a la clase media, a la juventud. Para él (por Macri) el salario es un gasto y para mi es la mejor inversión", enfatizó el candidato oficialista para diferenciarse de su oponente, y luego aseveró que el plan de Cambiemos tiene en el horizonte la consigna "que la gente se arregle como pueda".

En otro reportaje durante la mañana, Scioli se definió como "la contracara" de las "malas políticas" del postulante del frente Cambiemos, al que acusó de representar "la devaluación, la quita de subsidios y el ajuste".

"Soy la contracara de lo que propone Mauricio Macri, sus políticas son malas para el conjunto de la sociedad, la gente no quiere volver al pasado, no quiere más ajuste”, dijo Scioli esta en diálogo con FM Delta.

El saliente gobernador bonaerense y candidato presidencial se diferenció de Macri reiterando que él propone "una agenda de desarrollo, de defensa del salario", y el líder del PRO "pese a cualquier buena intención que tenga, es la devaluación, la privatización, el rol relegado del Estado, el ajuste y que la gente se arregle como pueda".

Según dijo, "en el debate del domingo quedó claro" como él defenderá a los argentinos a partir del 10 de diciembre, si es electo presidente, y "cómo los va a perjudicar el otro candidato".

"Quiero que la gente se vaya tranquila y feliz de vacaciones, tener un fin de año en paz y con mucho consumo popular, sin que le suban las tarifas de los servicios", consignó, y agregó que "Macri es la devaluación, la quita de subsidios y el ajuste”.

Dijo que en el debate fue "realista y sincero", mientras que Macri "quería discutir con un gobierno que termina", en vez de discutir con él, que es "con quien está disputando la presidencia".

Finalmente, recordó que el FpV ganó las primarias abiertas, simultáneas y obligatorias (PASO) de agosto y fue la fuerza más votada en la elección general del 25 de octubre, y dijo que de cara al balotaje intentó interpretar lo que buscaron los argentinos que votaron a otras fuerzas políticas, y por eso tomó muchas de las propuestas de otros espacios.

"Instalé una agenda mucho más amplia, por encima de cualquier sector político, y si me acompañan voy a ser el que mejor los represente", concluyó el candidato kirchnerista.

Macri representa “las malas políticas, la devaluación, la quita de subsidios y el ajuste”

El candidato a presidente del Frente para la Victoria (FpV) señaló que él es "la contracara" del su rival del frente Cambiemos. "La gente no quiere volver al pasado", aseguró el actual gobernador de la provincia de Buenos Aires.

El saliente gobernador bonaerense y candidato presidencial se diferenció de Macri reiterando que él propone "una agenda de desarrollo, de defensa del salario", y el líder del PRO "pese a cualquier buena intención que tenga, es la devaluación, la privatización, el rol relegado del Estado, el ajuste y que la gente se arregle como pueda".

Según dijo, "en el debate del domingo quedó claro" como él defenderá a los argentinos a partir del 10 de diciembre, si es electo presidente, y "cómo los va a perjudicar el otro candidato".

"Quiero que la gente se vaya tranquila y feliz de vacaciones, tener un fin de año en paz y con mucho consumo popular, sin que le suban las tarifas de los servicios", consignó, y agregó que "Macri es la devaluación, la quita de subsidios y el ajuste”.

Dijo que en el debate fue "realista y sincero", mientras que Macri "quería discutir con un gobierno que termina", en vez de discutir con él que es "con quien está disputando la presidencia".

Finalmente, recordó que el FpV ganó las primarias abiertas, simultáneas y obligatorias (PASO) de agosto y fue la fuerza más votada en la elección general del 25 de octubre, y dijo que de cara al balotaje intentó interpretar lo que buscaron los argentinos que votaron a otras fuerzas políticas, y por eso tomó muchas de las propuestas de otros espacios.

"Instalé una agenda mucho más amplia, por encima de cualquier sector político, y si me acompañan voy a ser el que mejor los represente", concluyó el candidato kirchnerista. (Télam)

Lo aseguró el titular del Centro de Estudios de Opinión Pública, Roberto Bacman, en referencia al intercambio entre el candidato presidencial del Frente para la Victoria, Daniel Scioli, y el de Cambiemos, Mauricio Macri.

"El debate no fue inocuo, pasaron cosas a diferencia de lo que fue el primer debate, que fue aburrido y anodino. En el debate del domingo pasaron cosas, se expusieron ideas, hubo cruces picantes y circunstancias que han impactado sin duda en la opinión pública", dijo Bacman en diálogo con radio Télam.

Agregó que ambos candidatos "se dijeron cosas fuertes", pero dejó en claro que "se pudieron haber dicho cosas peores durante el debate", y atribuyó la falta de ampliación de algunos temas "al poco tiempo del que dispusieron".

Al respecto dijo que "Macri utilizó mejor el tiempo del que disponía para cada exposición, utilizando 4.000 palabras y cerrando sus ideas, que Scioli utilizó en la mayoría de las veces 4.400, excediéndose del tiempo otorgado".

Backman subrayó "la importancia que se le dio al debate" no sólo en los medios, sino también en las redes sociales, que a la hora de expresar opiniones "no tienen restricciones".

Finalmente, consideró que el resultado del balotaje lo va a definir la provincia de Buenos Aires, que tiene el 38 por ciento del padrón, y el 7 por ciento de los indecisos que, junto con los que votarán en blanco (5 por ciento) "componen un sector importantísimo" que podría "dar vuelta la elección". (Télam)

El debate, en el que hubo cruces fuertes, mostró al candidato presidencial del FpV en un rol más propositivo y al de Cambiemos preocupado en aclarar que no es el pasado.

Los candidatos presidenciales Daniel Scioli (Frente para la Victoria) y Mauricio Macri (Cambiemos) protagonizaron anoche un histórico debate de cara al balotaje del 22 de noviembre en el que el gobernador bonaerense se centró en difundir las propuestas que anunció en el marco de la campaña electoral y el jefe de Gobierno porteño reiteró cada vez que pudo que sus planes no implican la vuelta al pasado.


El debate en la Facultad de Derecho - Click en l imagen

Desde el comienzo del debate que se desarrolló en el aula magna de la Facultad de Derecho de la Universidad de Buenos Aires quedaron expuestas las estrategias de los candidatos: tal como lo venían haciendo en sus respectivas campañas proselitistas, Scioli se enfocó en multiplicar sus prouestas y explicar que su oponente propone políticas de corte neoliberal; mientras que Macri optó por acusar al candidato kirchnerista de encabezar un campaña "de miedo".

"Pareces un panelista de 6,7,8", fue una de las primeras chicanas que el jefe de Gobierno porteño le propinó a su contrincante aunque hacia el final del debate se mostró defraudado por que -dijo- creía que durante el evento realizado en la facultad de derechos ambos candidatos se iban a poner de acuerdo en temas esenciales para la Argentina.

A pesar de las chicanas, ambos candidatos protagonizaron jugosos cruces, por ejemplo, en referencia al rol del Estado, a las propuestas económicas de cada espacio, a la educación, la salud y los Derechos Humanos.

Uno de los momentos en el que ambos candidatos dejaron expuestas sus estrategias y sus ideas se produjo en el segundo bloque temático -"Educación e Infancia"- cuando Macri se refirió positivamente a la ley de fertilización asistida y Scioli en la Ciudad había sido vetada.

"La fertilización gratuita asistida es un orgullo para mi provincia, enfrenté las mismas presiones que seguramente el tuvo en la Ciudad, las que decían iba a desfinanciar las prepagas. Y avance como hago siempre, contra todo. Allí está el Estado, 950 parejas pudieron tener a sus hijos. El la vetó porque decía que iba a desfinanciar la obra social de la Ciudad", le recordó Scioli.

Otro de los cruces se produjo en materia de Educación cuando Scioli sostuvo que Macri "cuestionó duramente la creación de 17 Universidades Nacionales" y el jefe de Gobierno porteño le reclamó al gobernador bonaerense que en su distrito en los últimos años no se completaran los 180 días que establece el calendario lectivo.

Promediado el debate, los candidatos presidenciales de cruzaron sus propuestas en materia de seguridad y derechos humanos y en ese sentido ambos pusieron el énfasis en la lucha contra el narcotráfico y la trata de personas.

Al respecto, Scioli remarcó que su eventual gobierno aumentará las prevenciones, tendrá más recursos humanos, más logística y tecnología y, en contraposición, dijo que "cuando hay ajuste, destrucción del empleo se generan desigualdades y violencia".

Al referirse a la trata de personas, le recordó a Macri que el gobierno porteño vetó una ley para crear una oficina para combatir ese flagelo. En otro tramo de esa parte del debate Macri afirmó que pondrá el énfasis en la lucha contra el narcotráfico, y consideró que “Argentina ya no es un país de paso, sino que es de un consumo que es cada vez más alto”.

Dirigiéndose en tono iróncio a Macri, Scioli le dijo: "Si no podés resolver el problema de los trapitos en la ciudad de Buenos Aires pensás que la gente te va a creer que podés combatir el narcotráfico".

Al finalizar el debate, ambos candidatos expusieron sus razones para ser votados y poco después, ante un cerrado aplauso de los presentes en la facultad de Derecho, se mostraron junto a sus esposas, Karina Rabolini y Juliana Awada, en tanto que los periodistas Marcelo Bonelli, Luis Novaresio y Rodolfo Barili, que actuaron como mnoderadores, les agradecieron haberse prestado a un debate histórico. (Télam)

Página 10 de 61

SEGUINOS. CONECTATE

Para comunicarte con GENTE-BA:

Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.

Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.

Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.

facebook.com/periodicogenteba

@genteba

Fotogaleria

Could not open a directory stream for /var/www/clients/client207/web310/web/images/stories/show/